21/2/2013

No caigas en el peor de los errores: el silencio


Segùn la autora  del libro La espiral del silencio   la gente prefiere callar a decir la verdad y quedar marginado. Parte del supuesto básico que la mayor parte de las personas tienen miedo al aislamiento y  por eso, una vez identificada cual es la opinión mayoritaria y consensuada, adhieren a ella. Si disienten, callan.
De ahì surgiría la guerra por los medios y la intensidad de la repetición de las mismas premisas. Si a la Presidente la votó el 54% (Uds. saben qué opino de ese número)  ahí está instalada la primera premisa. Qué podemos hacer vos y yo con ese número si ya la "mayoría" (sic) la reeligió?. La opinión mayoritaria se expidió a favor. Y si es un número INDECsado?. No importa, lo repiten, lo repiten.
Otra premisa: No hay oposición. Se transmite todo un programa televisivo hablando de la mala gestión del Gobierno y se termina con la premisa que no hay oposición y con esa premisa se anula todo lo dicho con anterioridad. El 13S y el 8N mostraron que había oposición. Y no una oposición desanimada, sino multitudinaria. Pero si logran instalar en nuestras mentes que no hay oposición se logra la espiral del silencio. Qué podemos hacer vos y yo si no hay oposición??. Mucho...
Fíjense en palabras de la autora (Noelle-Neumann, Elisabeth): cuando una opinión se establece como la actitud prevaleciente,  a la otra opinión  la rechazarán todos, a excepción de los duros de espíritu que la mantendrán. A ese mecanismo psicológico es lo que llama la Espiral del silencio.
Y después escuchamos comentarios: ...y... nadie dice nada...Cómo todos se quedan callados?... Y saben por qué es?: porque todos están convencidos que están en minoría. Porque lograron su objetivo. Pero recuerden: sólo los duros de espíritu mantendrán las banderas de la libertad y la verdad..
Y por otro lado, sabiendo esto, es interesante tener cuidado, que con nuestras propias afirmaciones no estemos alimentando aquello con lo que no estamos de acuerdo, reforzando la espiral de silencio.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario